Cooperación para la Incidencia en las Políticas Públicas

En cada oportunidad para la incidencia en las políticas públicas, se puede asegurar un impacto mayor y la sostenibilidad a través de la cooperación con socios de la industria u otras compañías, o a través de asociaciones de empresarios o empleadores.

De manera similar a las compañías individuales, estas organizaciones pueden presionar a las agencias de la ONU o gobiernos nacionales para; ratificar Convenios internacionales, reformar leyes y regulaciones nacionales, fortalecer los mecanismos de implementación y representar el sector empresarial en foros y redes importantes de la política pública.

Las marcas que deciden incidir a través de asociaciones empresariales pueden hacerlo al nivel nacional, industrial o internacional. Cada nivel de involucramiento, trae consigo, beneficios y desafíos.

  • Al operar a nivel nacional, las compañías toman acciones a través de asociaciones de empleadores, cámaras de comercio o grupos industriales, u otras iniciativas de múltiples marcas o partes interesadas. Al ser miembro de una organización que representa a empleadores, se tiene el derecho a abordar a los oficiales y secretariado para presentar dudas sobre asuntos que conciernan a la compañía. Las organización de empleadores debería estar involucrada en todos las negociaciones domésticas, relacionadas con la ratificación de los Convenios de la OIT y la UNO, además de estarlo en el desarrollo o reformas relevantes de la legislación nacional. Esta asociación crea un vínculo directo con el gobierno, en cuanto a los asuntos laborales y de políticas públicas.
  • Tomar acciones dentro de su propia industrial, significa cooperar con otras empresas a través de asociaciones industriales o iniciativas de múltiples marcas. Una estrategia común, programa o plataforma puede ser desarrollada. Las asociaciones industriales tienden a ser bien desarrolladas y establecidas a nivel nacional, en varios países alrededor del mundo. A nivel internacional, éstas asociaciones, recientemente se han empezado a desarrollar, especialmente en sectores como el indumentario y electrónico, en la fabricación de juguetes y otras industrias. Estas alianzas han surgido con el fin de discutir temas de política pública, en relación a las cadenas de suministro, incluyendo el trabajo forzoso y la trata de personas. En ambos casos, el elemento clave para su involucramiento y asociación es, el diálogo sobre las políticas.
  • Finalmente, es común que las compañías – especialmente las marcas globales – se involucran en esfuerzos internacionales. Esto se puede lograr, a través de la representación de organizaciones de empleadores en la Organización Internacional de Trabajo (OIT), o se puede llevar a cabo a través de esfuerzos coordinados por iniciativas de múltiples marcas, en foros como, el Foro Global de Migración y Desarrollo (GFMD). La membresía en el Pacto Global de la ONU ofrece oportunidades similares. En cada caso, las marcas tienen un canal de comunicación directo para influir de manera positiva en el diálogo sobre las políticas globales a través de organizaciones de empleadores. Así, pueden enfrentar eficazmente los desafíos relacionados a las políticas de trabajo, migración y derechos humanos a través de mecanismos globales establecidos.

 

Enfoque

A nivel internacional, hay varias organizaciones que tratan los temas relacionados con el trabajo forzoso, la trata de personas, la migración laboral y las agencias de empleo privadas. Cada una de las siguientes organizaciones, pueden ser consideradas como un blanco potencial para la incidencia en las políticas públicas:

  • Foro Global de Migración y Desarrollo
  • Organización Internacional de Trabajo
  • Organización Internacional para las Migraciones
  • Iniciativa Global de la ONU para la Lucha Contra la Trata de Personas
  • Pacto Global de la ONU
  • Alto Comisionado de Derechos Humanos de la ONU

PASOS PRÁCTICOS PARA LA TOMA DE ACCIONES CONJUNTAS

Los siguientes consejos pueden ayudar a tomar acciones eficaces, a nivel nacional, industrial o internacional, a través de la asociación industrial o de empleadores.

  • Considerar las capacitaciones de concientización dentro de su organización, y asesorarse con otros miembros sobre las maneras para enfrentar el trabajo forzoso y la trata de personas, los riesgos que estos representan para su organización y para los trabajadores migrantes a nivel global. Organizar una reunión o taller sobre estos temas para discutir sobre las mejor forma en que la organización puede enfrentarlos, especialmente a través del involucramiento de actores en las políticas públicas.
  • Establecer una fuerza de trabajo interna o grupo de trabajo enfocada en el trabajo forzoso, donde se establezcan las estrategias, se identifiquen los objetivos y se enfrenten los problemas técnicos y operacionales, para asegurar el éxito del grupo de trabajo.
  • Apoyar o dirigir el desarrollo de planes de acción a nivel nacional o industrial, como un mecanismo institucional clave para el involucramiento de actores en las políticas públicas.
  • Establecer comunicación interna sobre temas relevantes y apoyar el “networking” y fortalecimiento de capacidades; para asegurar que la incidencia en políticas públicas es eficaz a través de toda la organización. Participar en campañas de comunicación externa y de concientización.
  • Apoyar la adopción de políticas o códigos de conducta a nivel nacional, industrial e internacional para reforzar el compromiso público de luchar contra el trabajo forzoso y la explotación de trabajadores migrantes.
  • Tomar un rol de liderazgo en el involucramiento de los actores de las políticas públicas, a nivel nacional e internacional.
  • Identificar y promover las asociaciones o coaliciones de empresas del mismo enfoque, y organizaciones de partes interesadas, para incrementar el impacto potencial de la incidencia en las políticas públicas.

Para información sobre ejemplos de buenas prácticas de involucramiento de empleadores en el diálogo de políticas públicas, consultar la Herramienta 3, de esta sección.